La boca del infierno. Maratón de Montaña Zegama-Aizkorri

La boca del infierno. Maratón de Montaña Zegama-Aizkorri por Miguel Matias-Barreiro @Runnernovato.

 

Zegama es barro. Zegama es lluvia. Zegama es frío. Por eso, cuando los corredores que iban a disputar el mejor maratón del mundo paseaban por Zegama el sábado bajo un sol abrasador y casi 30 grados no miraban al cielo sino a la Cueva de San Adrián, de dónde salen las nubes que dan lluvia, para que enfriara un poco el ambiente… y no sólo el climatológico. Y la previsión cumplió con las expectativas. Incluso Mari de Aketegi, una de las damas de la mitología vasca, regresó de su viaje, puntual, para saludar, en forma de niebla espesa, a los 400 corredores que coronaron el Aizkorri.

zegama6


“Nunca he visto nada tan espantoso. Durante la subida hemos dejado las nubes debajo de nosotros”. Podría ser la cita de cualquiera de los corredores que atravesó la mencionada Cueva de San Adrián en el kilómetro 19 de Zegama-Aizkorri. Pero no. Esta cita se atribuye a un tal Jean Muret, viajero, en 1666, cuando atravesó la zona. De todas maneras, ese mismo pensamiento, se repetía ayer 350 años más tarde, en la cabeza de tantos corredores que habían puesto su ilusión en una hazaña que les pudo.

zegama1


Los peregrinos que pasaban por la calzada que cruza la cueva de San Adrián en el siglo XI para llegar a Santiago de Compostela nunca pensaron que estaban anticipando un paso épico para los más de 500 corredores que la atraviesan cada año antes de llegar al corte más duro de toda la carrera. El límite un poco más abajo, en la mítica ermita también de Sancti Spiritu, está en 3 horas y 15 minutos. 3 horas y 15 minutos en los que tus piernas, tu corazón y tu cabeza han tenido que pasar por 1.500 metros de desnivel positivo en casi 20 kilómetros de barro, de lluvia y de frío, de Zegama pura.

zegama2


Y para llegar a ella, la travesía por San Adrián era uno de los tramos más temidos por los corredores, menos de 15 minutos desde el pico Aratz, 3,5 kilómetros más atrás. De hecho, dicen que el emperador Carlos V, uno de los monarcas más poderosos de todos los tiempos, sólo bajó la cabeza una vez en su vida: en el túnel de San Adrián; ayer, más de 100 corredores tuvieron que agachar su cabeza –como si de emperadores se tratara- pasada la cueva… y decir adiós a Zegama.

zegama8


Pero Zegama es también ilusión, alegría y superación. La que vivieron los casi 400 corredores que superaron la meta: desde el primero, una vez más y casi en tiempo record, Kilian Jornet; hasta la última, Ana Azpilicueta, que llegó cinco minutos antes de la hora límite, como marca el rigor protocolario de una cita muy importante.

zegama7

 

One thought on “La boca del infierno. Maratón de Montaña Zegama-Aizkorri

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *